Apoyo al Real Cuerpo de Bomberos de Málaga

Tras la reunión con Luisda, miembro del RCB de Málaga, en Libres nos quedan muy claras sus reivindicaciones -secundadas por el 97% de la plantilla-, y por tanto, las apoyaremos hasta lograr los objetivos marcados.

El desmantelamiento progresivo y sibilino de la plantilla del RCB de Málaga en los últimos años, ha sido la última gota que ha colmado el vaso de una dificil situación que viene viciada desde hace 17 años aproximadamente, alcanzándose hoy el máximo hartazgo de casi la totalidad de los miembros del Cuerpo. La tónica general llevada a cabo por la gestión de la Jefatura, ha sido la de amortizar las plazas de los compañeros que han ido jubilándose. De modo tal que, en pocos años, la plantilla ha pasado de los 350 miembros a los 302 con que hoy cuenta, de los que 153 tienen más de 50 años, debiéndose tener en cuenta que la capacidad aeróbica de éstos ya no es la misma en comparación con la de chicos más jóvenes, que llevan años intentando ingresar en el Cuerpo sin éxito, debido al bloqueo incomprensible por parte de la Jefatura de impedir la entrada de nuevos miembros -medida que no sólo rejuvenecería la media de edad de la plantilla sino que generaría puestos de trabajo-. La principal reivindicación es revertir el deterioro progresivo de los servicios que podría prestar el RCB de Málaga debido a la mala gestión llevada a cabo por la Jefatura, que después de 17 largos años, aún permanece en el cargo. Desde un plano operativo, este desmedro se ha visto reflejado en el Grupo de Rescate Especial (GRES), encargado de acciones extremas de rescate en medios acuáticos, forestales, etc., y que la actual Jefatura no ha tenido reparos en desmantelar. No cuenta con una sola zodiac en condiciones óptimas con la que poder salvar la vida a cualquier persona que pudiera ahogarse en las aguas de la capital malagueña. La Unidad Médico Sanitaria de Intervención (UMSI) también está sufirendo el mismo problema. Se trata de una UVI móvil que acompaña a cada servicio que tienen que realizar los bomberos y, que sin embargo, también corre peligro de ser desmantelada. Esta unidad ha salvado bastantes vidas, y no sólo la de los ciudadanos que puedan llegar a verse envueltos en un incendio o en un accidente de tráfico, sino también han auxiliado a los propios bomberos del Cuerpo, que tras el acto de los miles de servicios que prestan, ponen en riesgo su propia vida. De los 6 médicos con que la UMSI contaba, ya sólo quedan 5, mientras que a lo largo de 2017, se jubilarán dos más. Y, en este sentido, los miembros del Cuerpo albergan la sospecha de que la actual Jefatura tampoco tendrá pudor en desarticular, cuando esta unidad es esencial para la ciudad de Málaga, ya que la UMSI puede actuar con inmediatez. Otro despropósito de la mala gestión de la actual Jefatura del RCB de Málaga es la desactivación del Grupo de Pilotos de Drones. Sin embargo, después de la gran inversión que el Consistorio malagueño hizo para la compra de estos drones, ahora sólo los emplea para investigar delitos urbanísticos, cuando dentro de la actividad del Cuerpo, se usaban como elemento de apoyo para el rescate. Estos drones están dotados de cámaras térmicas que permiten en la oscuridad de la noche localizar con coordenadas la ubicación exacta de una persona extraviada en el bosque, o que permite averiguar cuántas personas y dónde se hallan dentro de una nave industrial que ha sufrido un incendio, permitiendo incluso determinar si éste ha podido extenderse a naves adyacentes. La cámara térmica de estos drones también permitían localizar, sobre todo en la noche, a náufragos en las aguas marítimas de la capital. 
 
Este deterioro que ha venido sufriendo el RCB de Málaga no sólo no ha sido prevenido por el Ayuntamiento de Málaga, sino que el Gobierno municipal de Francisco de la Torre no tiene ningún interés en mantener con plenas garantías este servicio de una tremenda valía para garantizar la Seguridad y la Salud de todos los malagueños. El que prestan los Bomberos de Málaga es un servicio público irrenunciable e innegociable para Libres, que debe basarse, estrictamente, en la necesidad que tiene el pueblo malagueño de sentirse respaldado en caso de accidente o cualquier tipo de incidencia en la que se necesite la asistencia de los bomberos, mientras que nunca habrá de regirse por criterios de rentabilidad. La seguridad de los malagueños no es un negocio, sino un derecho que tenemos adquirido, toda vez que asumimos nuestras obligaciones. Y todos los malagueños tenemos derechos a que se nos proteja, desde un punto de vista tanto de salud como de seguridad. 
 
Por todo ello, Libres hace un llamamiento a todo el pueblo de Málaga a unirse y apoyar las reivindicaciones de los miembros del RCB de Málaga, que no piden un aumento de sueldo, sino seguir trabajando por y para la seguridad de todos los vecinos bajo unas conidiciones laborales dignas, a fin de prestar a la ciudadanía la mayor calidad asistencial posible.
Copyright ©2016 Libres.info - Todos los derechos reservados.
¡Este sitio web puede usar Cookies!
Esta página web puede utilizar cookies para funcionar mejor. En cualquier momento usted puede desactivar o cambiarla en la configuración de su navegador. Utilizando nuestro sitio web, significa que usted está de acuerdo con el uso de las cookies.

OK, lo entiendo o Más información
Información de Cookies
Esta página web puede utilizar cookies para funcionar mejor. En cualquier momento usted puede desactivar o cambiarla en la configuración de su navegador. Utilizando nuestro sitio web, significa que usted está de acuerdo con el uso de las cookies.
OK, lo entiendo